☰ MENÚ
OpenBeauchef FCFM Universidad de Chile

Con ayudas de viaje de 2030 se triplican los estudiantes que postulan a un intercambio en el extranjero

El Programa de Movilidad Estudiantil de la FCFM o más bien conocido como PME Beauchef, permite a los estudiantes realizar uno o dos semestres en alguna universidad extranjera en convenio con la facultad. Este año la convocatoria tuvo un hito histórico al incorporar por primera vez una ayuda de viaje para los postulantes, gracias al apoyo del proyecto Ingeniería y Ciencias 2030.

“El trabajo que hemos realizado en conjunto con el pilar de Internacionalización de Ingeniería 2030 ha ido en la línea de poder sacar el máximo provecho a los recursos que tenemos, de manera de que todas las ayudas que entreguemos tengan un foco en dar oportunidades y romper barreras” reconoce Viviana Ruiz, coordinadora de Relaciones Internacionales de la FCFM.

Por lo tanto, este año la convocatoria para el PME Beauchef con un aporte económico fue recibida positivamente por la comunidad estudiantil. Las postulaciones se triplicaron y así también los seleccionados, que en su mayoría eligieron como destino Suecia, Francia, Portugal, España y Alemania.

“Me motivé mucho al saber que existía una ayuda de viaje para el intercambio, porque para este tipo de experiencia se necesita tener una buena situación económica”, cuenta María José Núñez, estudiante de cuarto año de Ingeniería Civil, mención Estructuras, Construcción y Geotecnia y que prontamente partirá a Francia.

En cuanto a las ayudas de viaje, estas funcionan en base a criterios socioeconómicos y se dividen en 3 tramos para todos los estudiantes que se  encuentren acreditados en el área de Bienestar Estudiantil de la FCFM. Quienes no están acreditados optan a un monto equivalente al seguro de viaje para cubrir su estadía en el extranjero.

Una de las cosas que diferencia el PME de otras convocatorias, es que no tiene como requisito la excelencia académica. Esta diferencia sin duda cambia el panorama a la hora de difundir el programa: “con esto podemos ser más transversales, inclusivos y dar oportunidades a todas y todos” dice Viviana Ruiz.

Las razones para salir de intercambio pueden ser muy diversas, desde aprender un idioma distinto hasta ir a estudiar un desarrollo científico o tecnológico a un lugar en particular.

“Siento que esta es la mejor oportunidad que podría tener dentro de la universidad y aportará en mi formación académica y profesional, sobre todo el hecho de aprender otro idioma” dice Nicolás Villanueva, estudiante de Ingeniería Civil y que realizará un semestre de intercambio en Portugal.

Entre los desafíos que está abordando el área de Relaciones Internacionales de la facultad respecto al programa de intercambio, se está trabajando para establecer más convenios en otros destinos como África, Asia y Latinoamérica.


Compartir


Otras noticias

Subir